Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de agosto 5, 2009

NOSOTROS LOS ETERNOS ROMÁNTICOS

NOSOTROS LOS ETERNOS ROMÁNTICOS

LOS ETERNOS ROMANTICOS NO TENEMOS REMEDIO PARA ALGUNOS,
PORQUE CREEMOS EN LA BELLEZA DE LAS PALABRAS.
PORQUE BUSCAMOS LA ESENCIA EN EL SER Y EN EL ALMA.
PORQUE NOS EMOCIONAMOS CON LOS DETALLES SENCILLOS Y COTIDIANOS, PORQUE LAS COSAS MATERIALES NO NOS ATAN.


NO NOS DA MIEDO EXPRESAR LO QUE SENTIMOS,
PORQUE SABEMOS QUIENES SOMOS Y NO NOS OCULTAMOS TRAS MÁSCARAS INTENTANDO ESCONDER LO QUE REALMENTE PENSAMOS, CREEMOS, PROFESAMOS Y SOÑAMOS.

VIVIMOS SINTIENDO Y PERCIBIENDO TODO LO QUE SUCEDE A NUESTRO ALREDEDOR. REIMOS CON LAS ALEGRIAS DE LA VIDA Y LLORAMOS CON LAS NOSTALGIAS QUE A VECES SE NOS PRESENTAN. RECORDAMOS EL PASADO, VIVIMOS EL PRESENTE Y NOS ESPERANZAMOS EN EL FUTURO.
CONCENTRAMOS NUESTRAS FUERZAS Y ENERGIAS EN TRATAR DE CONSTUIR UN MUNDO MEJOR CON EL PODER DEL AMOR.

NO NOS CANSAMOS DE TENER FE Y DE CREER EN LOS MILAGROS.
LO ENTREGAMOS TODO AUNQUE A CAMBIO RECIBAMOS NADA.
CANTAMOS LA MUSICA QUE SIENTE EL ALMA, DESBORDAMOS EN NUESTROS ESCRITOS LA INSPIRACIÓN Q…

Preparándonos Para Poder Adquirir Ciudadanía en el Cielo

Preparándonos Para Poder Adquirir Ciudadanía en el Cielo

Cuando alguien que amamos muere, sentimos un dolor muy grande en nuestro corazón. Creo que una de las cosas más difíciles con las que nos toca lidiar, es con tratar de acostumbrarnos a la ausencia y tratar de superar esa pérdida que consideramos invaluable. Es curiosa la manera en que a veces la muerte llega de forma inesperada. El domingo el hno. Chilo (como cariñosamente le decíamos), llegó a la Iglesia como siempre. No tuvo ninguna queja, saludó a los hermanos, adoró al Señor y se gozó el mensaje que trataba sobre que aunque estemos en este mundo, nuestra ciudadanía esta arriba en los cielos. Lunes en la madrugada recibimos la triste llamada, el hno. Chilo había muerto sin ninguna razón aparente. De hecho su muerte fue certificada como natural, porque murió en el sueño.

Chilo era una persona seria, pero cuando sonreía lo hacía con el alma y se le dibujaba una gran sonrisa en la cara. Se veía muy en paz en aquel ataúd. Como algu…