martes, 16 de marzo de 2010

NO TE PRESENTES CON MANOS VACÍAS

NO TE PRESENTES CON MANOS VACÍAS

“¿Con qué me presentaré ante Jehová, y adoraré al Dios Altísimo?” Miqueas 6:6

Anoche una ancianita llegó al servicio de la noche tarde, pero llamó mi atención que aunque ya habían recogido la ofrenda, ella no dejó de dar su ofrenda. Ella no se llevó su ofrenda nuevamente a su casa, dejó lo que llevaba. Inmediatamente pasó por mi mente un fragmento del himno de René González que dice: “no me presentaré con manos vacías porque abundante estoy de gracia y amor”.

Y el gesto de esa ancianita tan bonita también me hizo pensar que no podemos ir a la iglesia y llevarnos a nuestra casa nuevamente la adoración que debimos haber entregado a nuestro Padre Celestial. No es tan solo dejar nuestra aportación monetaria, sino que nuestro corazón y nuestro espíritu deben estar conectados a Dios para poder entregarle esa ofrenda que queremos regalarle.

Entónale tu canción, recítale nuevos versos, tócale un instrumento, hazle saber que él es tu amor eterno. Habla con él en oración, entusiásmate y regocíjate al estar en su presencia. Encuentra a través de su Palabra la verdad y el conocimiento. Acepta su instrucción y obedece sus mandamientos. Alábale con las manos, con los pies, con tu voz y con tu alma. Porque si has llegado hasta su casa no debes presentarte con manos vacías porque él te ha bendecido. Ha llenado tu vida de tantas cosas hermosas.

Ya sea que los demás te escuchen y te vean o no, dedícale tu vida, despréndete de tu yo ofrendándoselo y rindiéndote con plenitud en obediencia, sumisión, reverencia y amor. Él te ha dado la vida y te llenado con tantos talentos. De la forma en que sepas y puedas, conforme a la capacidad que él te ha obsequiado, haz todo aquello que lo glorifique y exalte. Aún haciendo el bien y ayudando a tus hermanos lo estarás glorificando y exaltando. Porque si existe una cosa que a Dios le agrade son los corazones de aquellos agradecidos que depositan todo lo que tienen a Su servicio con corazones sinceros y dispuestos.

Autora: Brendaliz Avilés

Escrito Para:
http://escritosdelsilencio.blogspot.com/
www.devocionaldiario.com
www.destellodesugloria.org