lunes, 16 de enero de 2012

Algunas conclusiones o meditaciones que rescato del cuento de El Mago de Oz


Algunas conclusiones o meditaciones que rescato de la película El Mago de Oz.

Cerebro (sabiduría, la capacidad de razonar y saber tomar buenas decisiones, inteligencia) era lo que deseaba el Espantapájaros. El léon caracterizado por ser el rey de la selva y lleno de valentía se sentía cobarde, por tal razon anhelaba la valentía. La valentía es necesaria para enfrentar los temores, para no dejar ...
se llevar por las emociones o más aún por todas las corrientes. Ser valientes para defender aquellas ideas que entendemos que son correctas. Y no menos importante porque el hombre de hojalata no quería ser acero oxídado, él deseaba un corazón que vibrara. Un corazón que tuviera sensibilidad, sentimientos y emociones. Un corazón para poder entregar pero también recibir.
Interesante los deseos de los personajes de la película El Mago de Oz, que en realidad no era ningún mago nada.  Pero no me puede faltar Dorothy que quería retornar a su hogar.  Y volver al hogar causa dicha, felicidad, descanso y comodidad.

Pienso que nosotros los seres humanos tenemos a un Dios que todo lo puede y escucha nuestros deseos y peticiones, pero que debemos saber qué cosas pedirle. En nuestra lista al igual que en la de estos personajes deberían estar como primeros deseos 1. Tener un corazón mejor, amoroso, entregado, servicial y dispuesto. Un corazón humilde, perdonador y receptivo a la voz de Dios. 2. Un buen cerebro para saber qué pensar y cómo pensar. Para tomar las mejores decisiones y no dejarnos aplastar por sentimientos de derrota. 3. Que seamos siempre valientes, decididos, determinados, fieles a aquellos principios y valores que verdaderamente merecen la pena. Atrevernos a exaltar el nombre de Dios sin importar lo que los demás puedan pensar, sabiendo que vale la pena servir a Dios. No menos importante es que todos los días hagamos un retorno al hogar que es el corazón de Dios. Allí siempre estaremos a salvo y seguros. Y si en algún momento te apartaste, recuerda que él te está esperando con brazos amorosos y que desea tu retorno inmediato.

PD. La bruja malvada de la historia es el diablo que siempre intenta alejarnos de los caminos de Dios y del bien. Dorothy tenía que seguir el camino amarilllo para llegar a su objetivo, nosotros tenemos que seguir la senda estrecha, el camino del Señor para alcanzar la victoria.

Autora: Brendaliz Avilés.
Escrito Para:
www.brendalizaviles.com