martes, 22 de marzo de 2016

Sáname





Sáname Señor de esta herida, la siento en mi corazón palpitar.  Sáname del pasado que me ha herido y llena con tu presencia mi soledad. Purifica con tu fuego mi dolor, cicatriza cada lastimadura.  Deposita paz en mi interior, lléname como solo tú puedes hacer con tu alegría. Satúrame con tu esencia, haz toda obra en mi vida.  Sáname mi Señor, toma siempre tu lugar en mi vida.  Quiero entregarte y rendir mi corazón para que seas el Soberano de mi vida.

(By: Brendaliz Avilés)