Ir al contenido principal

¡No te turbes!


Dedico este escrito a dos de mis fieles lectores:
Eduardo Luis (Venezuela) y Tavita Morales (México)
Cada vez que atravieso diversas situaciones que parecen querer quitar mi paz. Cada vez que me toca enfrentar la tristeza o sentir la impotencia. Cuando a pesar de mi fe, veo todo el panorama totalmente contrario a lo que estoy esperando. Cuando mis recursos menguan y las preocupaciones y preguntas acerca de qué puedo hacer alteran mi mente... Hay un versículo que trae mucha paz a mi corazón. “No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí”. (Juan 14:1)
El diccionario define la palabra turbarse como: quedarse [una persona] confundida, sin saber qué hacer ni qué decir. Alterar o conmover el estado o curso natural de una cosa”. Hay momentos en que queriendo reaccionar nos quedamos paralizados. Queriendo ver la luz, todo se ve oscuro y tenebroso. Quieres correr pero apenas puedes dar unos pasos. No hay duda de que el temor nos paraliza, nos amedrenta, nos espanta, nos estanca.
Sin embargo, Jesús le dijo a sus discípulos: “no se turbe vuestro corazón”. El corazón es la cuna de los pensamientos. De él nacen las cosas buenas y las malas también. Solo centrados en los pensamientos correctos, solo anclados al amor de Dios, podemos creer que lo imposible puede ser posible. Solo con la fortaleza que su esperanza y amor nos da, podemos experimentar paz cuando hay una tormenta o un caos alrededor de nosotros queriéndonos azotar.
No se puede negar que nuestra mente es muy poderosa. Lo que pensamos tiene un poder increíble en nuestras vidas. Por eso es tan importante atesorar la Palabra de Dios es nuestros corazones. A esas palabras acudimos, son las que recordamos y que Dios trae a nuestra memoria para que sigamos recordando que él tiene el control de absolutamente todo.
Desconozco la situación que puedas estar atravesando en tu vida, lo que te está robando el gozo, lo que te puede estar quitando la paz y la estabilidad. Pero, Dios hoy te recuerda las palabras que Jesús dijo a sus discípulos queriendo que se centraran no en el panorama presente que enfrentaban sino en la eternidad. No que se enfocaran en la soledad, sino en su compañía que permanecería siempre con ellos aún cuando no pudieran verlo terrenalmente.
Siempre he pensando que si tengo a Dios como centro de mi vida, él me guardará en completa paz. Porque así lo dice en su palabra. Así que constantemente las palabras de este versículo retumban en mi corazón para que mantenga la calma cuando todo amenaza con que la pierda. ¡No te turbes! ¡Cree en ese poder inmenso y en ese amor infinito de tu Padre Dios que te ama y jamás te abandonará!
Autora: Brendaliz Avilés
(http://EscritosdelSilencio.blogspot.com)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Mensajes Para Mamá

ORACIÓN PIDIENDO TEMPLANZA, FORTALEZA Y REALIZACIÓN DE SUEÑOS

Oración Pidiendo Templanza, Fortaleza y Realización de Sueños

Querido Dios:

Autor de mi vida, interprete de mis silencios, razón por la cual yo sigo luchando. Lo primero que quiero decirte aunque sé que lo sabes, pero me es muy necesario manifestartelo: "Te amo con todas las fuerzas de mi corazón".Acudo a ti porque necesito fuerzas para seguir luchando. Quiero ser una persona plena en cada área de mi vida.Como dice la canción: "Mi vida está en tus manos, Señor en tus manos está. Mis sueños, todos mis planes, te los presento a ti. Mi vida está en tus manos, Señor no hay otro lugar. El Dios que sabe el futuro me guiará con su amor".

Hay tantos planes, tantos proyectos, tantas cosas que tengo que realizar y a veces me siento impotente.Yo quiero más que existir, vivir. No quiero pasar mi vida deseando, quiero lograr esas cosas que ambiciono y algunas de ellas en estos momentos las veo muy lejos sin ánimos de ser pesimista porque tú que me conoces bien, sabes que me encant…

¡Feliz Cumpleaños Sister!

Querida Janice:
Hermanita, un día como hoy cumples años.  Debo decirte que estoy muy agradecida de Dios por ti.  Has sido tan importante en mi vida.  Siempre pendiente de los tuyos, con una mano extendida para ayudar y brindar tú apoyo.  Pocos conocen la esencia de tu corazón.  Pero yo sé que a todo lo que haces le pones dedicación, empeño y excelencia.  Son tantos los momentos de mi vida en que tu amor me ha conmovido.  Son tantas las lágrimas que has visto caer de mis ojos y silenciosa me has escuchado.  Otras veces me has aconsejado y has tenido razón en lo que has dicho.  
Yo quisiera tener la facultad de concederte los deseos más anhelados de tu corazón.  Porque sé que esas cosas que deseas no son vanas ni superfluas, son cosas que realmente vale la pena tener.  Y pido a nuestro Dios bendito, que todo se ponga a tu favor.  Que veas cada sueño y cada meta realizada.  Que el propósito de Dios se cumpla siempre en tu vida.  
Poder estar contigo cuando me necesites y juntas disfrutar de…